Pintura al Óleo

Es un taller de iniciación a la pintura para lo cual tenemos una metodología simple de un ejercicio en que se enseña a combinar colores y obtener volumen a través de claro oscuro luego del cual iniciamos la primera pintura.

 

El aprendizaje a través de distintas técnicas continua con cada obra. 

 

 

Objetivos de las clases:

 

Proporcionarte todas herramientas, para que aprendas a dominar la técnica del el óleo y sus secretos, no importa si las vas a tomar como un hobby o para desempeñarte profesionalmente en este campo.

 

Contenidos:

  • El dibujo como base de la pintura
  • Los aditivos
  • Veladuras
  • Tecnicas adecuadas a cada tema
  • Pintar con texturas
  • Los pinceles y su uso
  • La paleta de colores.Teoría del Color
  • Historia de la pintura

historia Pintura al óleo

Técnica pictórica, que utiliza pintura hecha con colores diluidos en aceite secante. Comenzó a emplearse durante el Medioevo y suele adjudicarse su invención a los hermanos Van Eyck. El líquido que se emplea como aglutinante es por lo general aceite de lino, de nueces y de amapolas.

¿QuÉ son los Óleos?

En arte se conoce como óleo a los aceites que se usaban para combinar con otras sustancias y obtener así un producto idóneo para la pintura y como extensión, se fueron llamando óleos a la misma pintura en sí. Son pigmentos, (materia colorante de origen animal, vegetal o mineral) mezclados con aceites, de linaza, adormidera, aceite de nueces, solventes, trementina o alcoholes minerales. El óleo se aplica generalmente sobre bastidores de tela, previamente encolada, para impedir la absorción de la materia. También puede aplicarse sobre otras superficies que pueden resultar más o menos lustrosas, dependiendo de la cantidad de aceite utilizado en la mezcla o que contenga barniz. En el óleo es perceptible la pincelada si se aplica con pincel o espátula. La forma de aplicarlo depende de la creación individual y de la expresión que se le quiera dar.

Características de la pintura al óleo

Debido a su composición el óleo goza de un periodo de secado más largo que otro tipo de pinturas. Esta seca bajo los efectos del oxígeno y la luz, por lo tanto no se altera. Otra ventaja de este secado relativamente lento es que si desea, pueden realizarse modificaciones en el cuadro, al cabo de algunos días. También permite pintar con la técnica de mojado sobre mojado. Otra característica es que el color no varía al secarse, además la pincelada es claramente apreciable, una vez seca la pintura. Otra característica es que se puede aplicar sobre distintas superficies, tales como: Lona, madera, cartón entelado, lienzo, osnaburgo, lino, y mezclar con otros materiales tratados primero con productos imprimantes, para que la pintura de adhiera.